Principal Interesa Deporte La empresa adjudicataria de la Piscina de Getafe Norte despide a un...

La empresa adjudicataria de la Piscina de Getafe Norte despide a un exdelegado sindical

1063
0
manifestacion trabajadores piscina getafe norte
Manifestación de trabajadores de la piscina de Getafe Norte. Foto de archivo
  • Este trabajador está afiliado a CGT y fue durante años miembro del
    Comité de Empresa y delegado sindical
  • CGT denuncia deficiencias y el incumplimiento del convenio que llevó aparejada la privatización de la instalación

Vuelve el conflicto laboral en el Complejo Deportivo de Getafe Norte, gestionado por una empresa privada pese a ser una instalación municipal. El sindicato CGT, mediante una nota de prensa, ha informado que el pasado día 6 de enero la empresa FORUS, concesionaria del servicio de la Piscina de Getafe Norte, «ha despedido a otro trabajador alegando motivos disciplinarios. Se da la circunstancia que este trabajador ha sido durante años miembro del Comité de Empresa y Delegado Sindical por el sindicato CGT».

Según el sindicato, «el expediente incoado a este trabajador es una burda maniobra para poder deshacerse de un sindicalista molesto para la empresa FORUS ya que ha denunciado en numerosas ocasiones las deficiencias en materia de salud laboral, así como en la seguridad e higiene de las instalaciones que está cometiendo FORUS desde que se hizo con la concesión de este servicio».

CGT explica que «con este despido la empresa FORUS lamina la representación de los trabajadores, ya que el delegado sindical electo actual lleva cerca 18 meses en situación de baja y el compañero despedido podía entrar a sustituirle en breve. Ante esta posibilidad FORUS ha optado por el despido en base a un expediente cargado de incongruencias. De esta manera actualmente en FORUS no hay representación de los trabajadores y la empresa puede continuar sin cortapisas su política de recorte de derechos de la plantilla».

Con este despido FORUS prácticamente ha despedido a toda la plantilla que provenía de la época anterior a la privatización que contaba con mejores condiciones laborales y salariales, «instaurando una plantilla mucho más precaria y peor pagada» cuentan desde CGT, «un auténtico ERE encubierto que ha reducido el empleo existente y que está teniendo como consecuencia el deterioro del servicio prestado».

Para el sindicato «el Ayuntamiento de Getafe tiene una responsabilidad directa en esta situación al consentir esta destrucción de empleo acometida por FORUS. Entre las condiciones para la privatización figuraba una cláusula de mantenimiento del empleo que FORUS no ha cumplido y que el Ayuntamiento, tanto esta corporación de PSOE-IU como la anterior del PP, no ha hecho cumplir abriendo expedientes y sancionando a la empresa. Tampoco lo ha hecho por el deterior de la calidad del servicio, por la suciedad, por la falta de personal, de atención médica adecuada, de política social para colectivos necesitados».

Presunto acoso laboral

El trabajador despedido, según ha podido saber este medio, ha podido estar sufriendo un presunto acoso laboral según fuentes cercanas al caso. «Ha sido el último en cobrar los atrasos en su nómina y ha recibido, durante un tiempo hasta su despido, multitud de amonestaciones y suspensiones de empleo y sueldo por supuestas negligencias que nadie pudo acreditar. Se le acusó de dejar abiertas las llaves de agua, el vaciado de la piscina, candados sin cerrar… por lo que el trabajador, todos los días antes cerrar la instalación, ya que era el responsable de hacerlo, tenía que realizar un reportaje fotográfico de cada uno de los elementos para poder probar que lo que se le imputaba no era cierto», una situación laboral con mucha presión.

Estas mismas fuentes ha explicado a este medio que el trabajador se ha puesto en contacto con el concejal delegado de Deportes, «sin haber hecho apenas ninguna actuación». También ha pedido una reunión con Sara Hernández, alcaldesa de Getafe, sin que a día de hoy haya tenido respuesta por su parte.

El entorno del trabajador, así como el sindicato CGT, denuncian presuntas deficiencias en las instalaciones y en la prestación de los mínimos servicios marcados por la normativa vigente.

Añadiendo que se ha instaurado «miedo en la plantilla» a las posibles represalias si denuncian la situación actual de la instalación.

DEJAR UNA RESPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.