Principal Social Empleo Repercusiones tras la citación por un juzgado como investigados del concejal de...

Repercusiones tras la citación por un juzgado como investigados del concejal de limpieza y el gerente de LYMA

1827
0
El concejal de limpieza Ángel Muñoz (izquierda) y el gerente de LYMA, Antonio de María
  • Tras la publicación en este medio de la citación en calidad de investigados (nueva forma jurídica de los imputados) el Gobierno Municipal envió a los medios un comunicado
  • El comunicado está firmado también por la dirección de la Empresa Pública de limpieza de Getafe (LYMA). Este medio ha hablado y ha tenido acceso a la documentación de la parte denunciante

Eran las 18:16 horas cuando los medios recibían un comunicado remitido por el Gobierno Municipal en el que la dirección de LYMA y el propio Gobierno local de Sara Hernández querían explicar la noticia publicada por este medio, respecto a la citación en calidad de investigados (imputados) de Ángel Muñoz, concejal de limpieza, y de Antonio de María, gerente de la empresa pública de limpieza, tras la denuncia de una de las extrabajadoras de LYMA, al haber aportado desde la representación letrada de LYMA, durante el transcurso del juicio que dictaminaba si el despido de esta trabajadora había sido improcedente, presuntamente un documento falso.

Reproducimos el texto del comunicado del Gobierno municipal, así como la información que se ha obtenido tras ponerse en contacto ELBERCIAL.COM con la parte denunciante, para que el lector tenga ambas versiones.

  • Que una de las trabajadoras afectada por los despidos, ha presentado denuncia contra LYMA, el Gerente de la empresa municipal y el Concejal de Limpieza, alegando que el día que se celebró su juicio por el despido, la empresa presentó un documento que supuestamente es falso.

A este párrafo la parte denunciante no pone ningún reparo.

  • Que el documento en cuestión, y del que alega la supuesta falsedad, es un escrito de alegaciones firmado por la propia trabajadora y presentado por ella, donde reconoce todos los hechos por los que fue despedida.
Cuerpo del escrito presuntamente falso. No reproducimos su firma por estar bajo investigación judicial

La parte denunciante ha explicado a este medio que nadie de la empresa ha acreditado en ningún sitio, ni mucho menos particularmente en el Juzgado, que ese escrito fuera presentado por la extrabajadora. Aun así, por contra de lo que dice el comunicado del Gobierno Municipal, la parte denunciante afirma que «el escrito no reconoce la falsedad de la factura, simplemente que cometió el error de pedir una ayuda que nunca cobró».

  • Que dicho documento es verdadero y fue presentado por la trabajadora en
    Lyma.

A esta afirmación del comunicado, la representación letrada de la denunciante explica «que el documento sea verdadero o no lo tendrá que dictaminar el juez», y que éste fuera presentado por la trabajadora arguyen que «nunca ha sido acreditado por LYMA en el Juzgado» que el escrito fuera entregado por la extrabajadora.

  • Que por parte de la empresa Lyma, siempre se ha presentado en todos los procedimientos judiciales, información y documentación veraz.

Otro de los puntos en el que no existe acuerdo. «Hay otro trabajador que ha presentado otra denuncia por falso testimonio al haber quedado acreditado en su juicio que LYMA presentó un certificado firmado por el Instructor, el cual un testigo acreditó su falsedad», según nos explica la parte denunciante.

  • Que dicha trabajadora había reconocido los hechos por los que ha sido despedida, hasta en dos ocasiones más, durante la instrucción, y en presencia de un miembro del Comité de Empresa y un miembro de su Sección Sindical.

«Existe un documento de alegaciones en el mismo expediente de la misma trabajadora negando como cierta su declaración, por eso para la Juez del Juzgado de lo Social el documento ‘falso’ es esencial para dictar sentencia», en referencia a si el despido fue procedente o no lo fue.

  • Que la empresa dispone de las grabaciones de dichas entrevistas, donde la trabajadora reconoce sin ningún género de dudas los hechos por los que ha sido despedida.

«Esas grabaciones no son objeto de la investigación abierta por el Juzgado de Instrucción, por lo que poner de manifiesto eso en el comunicado parece más una intención de echar una cortina de humo que impida ver la realidad. No obstante esas declaraciones son declaradas no ajustadas a la realidad por la propia trabajadora en el propio expediente y es lo que mantiene en el Juzgado, de ahí a que el documento falso sea importante para el devenir del juicio», explican las fuentes cercanas a la trabajadora despedida de LYMA.

  • Que como consecuencia de la denuncia presentada por dicha trabajadora, tras su juicio de despido, se les llama a declarar al Gerente de la empresa Pública y al Concejal de Limpieza para esclarecer los hechos.

«Esto es falso. El Auto del Juzgado de Instrucción nº 11 les llama en calidad de investigados, no para aclarar nada; es mas, les someterá a una diligencia de prueba de Cuerpo de Escritura», matizan.

  • Que habiéndose alegado por la trabajadora en su juicio por despido, la falsedad de dicho documento, el Juzgado suspendió el plazo para dictar sentencia, concediendo un plazo de 8 días para presentar querella.

«Es correcto», confirman desde la representación de la extrabajadora de LYMA.

  • Que por resolución de fecha 13 de julio de 2017, la Jueza del Juzgado de lo Social nº 37 de Madrid, ha levantado la suspensión, toda vez que el escrito presentado por la extrabajadora de Lyma, no es una querella, como exige la legislación laboral y por lo tanto, en los próximos días se dictará la sentencia por el despido.

«Contra esa resolución se ha presentado Recurso y un escrito de ampliación de hechos», porque existe jurisprudencia, según nos relata la parte denunciante, en la que se equipara la denuncia con abogado y procurador a la querella. Lo que se ha querido evitar es el gasto de  80 euros de un poder especial para pleitos, redactado por un notario, que conlleva una querella, ya que la extrabajadora tiene a su cargo a tres hijos y cobra un subsidio de 426 euros al mes.

  • Que la dirección de Lyma y el Gobierno Municipal se reservan el ejercicio de acciones penales, una vez quede demostrado la autenticidad de la documentación presentada en el juicio.

«¿Y si se demuestra lo contrario?», se preguntan desde la parte denunciante.

  • Que de los 24 trabajadores que han sido despedidos, todos presentaron demandas, habiéndose dictado ya 4 sentencias por los Juzgados de lo Social, de las cuales 3 de ellas han confirmado que los trabajadores presentaron facturas falsas para el cobro de prestaciones sociales y que las medidas adoptadas por la empresa son adecuadas, proporcionadas y ajustadas a derecho y que se ha seguido el procedimiento sancionador con todas las garantías exigidas.

A este punto no se ha hecho ninguna apreciación.

  • Tan solo una sentencia ha estimado la demanda del trabajador, en la que si bien se reconoce que se presentó una factura falsa y que dicho trabajador cobró indebidamente la prestación, la Jueza declara la improcedencia del despido, por no poderse probar que dicha factura falsa, haya sido presentada el trabajador, pues el niega haberla presentado. Dicha sentencia se encuentra recurrida por la empresa.

«Este párrafo es incongruente» explican las mismas fuentes, ya que se dice una cosa y la contraria. «Dice ‘que si bien se reconoce que se presentó una factura falsa’ dice también que se declara la improcedencia ‘por no poderse probar que dicha factura falsa, haya sido presentada el trabajador'».

Y añaden «claramente la Sentencia reconoce precisamente que no ha quedado acreditado que el trabajador presentara la factura».

  • Así mismo, y antes de entrar a juicio, dos trabajadores más reconocieron los hechos y retiraron su demanda.

«Los trabajadores que retiraron las demandas no han reconocido los hechos, simplemente desistieron; por razones de estar trabajando para empresas vinculadas con LYMA, trabajos que fueron ofrecidos, por cierto, por personas muy cercanas al Consejo de Dirección de la propia empresa LYMA», zanjan estas mismas fuentes.

Ciudadanos pide la dimisión de los investigados. PP y Ahora Getafe callan

Tras la publicación de la información sobre la citación en calidad de investigados (imputados) del concejal de limpieza y del gerente de la empresa pública LYMA, tan solo la portavoz de Ciudadanos, Mónica Cobo, ha afirmado que desde Ciudadanos Getafe «pediremos la dimisión del Concejal investigado (imputado) y exigiremos responsabilidades políticas». Esta declaración de intenciones de Ciudadanos apenas se produjo unos minutos después de publicar la noticia de la citación en el juzgado.

El Partido Popular y Ahora Getafe, tras varios días, aún no se han pronunciado al respecto.

Tu opinión